¿Cómo surgió el Día del Trabajador?

En varios países el día 1 de mayo es festivo, celebrándose el Día del Trabajador. ¿Por qué sucede esto, sabes Pequeño Científico? En el post del blog de hoy vamos a explicarte.

En el día 1 de mayo de 1886, en la ciudad de Chicago en los Estados Unidos de América, miles de trabajadores se reunieron para manifestar la voluntad de tener mejores condiciones de trabajo. Estos movimientos no fueron bien aceptados por los empresarios y las personas con poder, provocando violentos enfrentamientos entre los manifestantes y la policía, donde hubo detenciones, heridos e incluso muertes.

En París, el 20 de junio de 1889, la Segunda Internacional (una organización formada por los Partidos Socialistas y Laborales), para homenajear a los trabajadores que se manifestaron en Chicago, decidió comenzar a convocar anualmente una manifestación, el 1 de mayo para luchar por la reducción del número de horas de trabajo. Dos años después, una manifestación en el norte de Francia resultó en un conflicto con la policía, provocando la muerte a 10 manifestantes. Meses después de esta tragedia, la Segunda Internacional de Bruselas proclamó el 1 de mayo como el Día Internacional de la reivindicación de las condiciones laborales.

El 23 de abril de 1919, el Senado francés, aprobó la disminución del número de horas de trabajo para las 8h y proclamó feriado nacional el 1 de mayo.

Día del Trabajador en España

En España desde principios del siglo XX y después de la proclamación del 1 de mayo como el día del trabajador por el Congreso de la Internacional Socialista en 1889, ha sido un día “molesto” para muchos dirigentes y regímenes políticos. En el caso particular de España, esta celebración fue secundada también hasta la dictadura de Primo de Rivera.

Durante la dictadura militar de Primo de Rivera, las manifestaciones públicas de todo tipo estaban totalmente prohibidas y por tanto, en España no se celebró el Día del Trabajador desde 1923 hasta 1931 con la República. Desde 1931 hasta 1936, el Día del Trabajador fue conmemorado en las principales ciudades españolas, pero durante la guerra Civil, Franco declaró este día como un día de movimientos subversivos y se prohibió su celebración por sus nexos marxistas y republicanos. A cambio, desde 1938, se cambió la fecha de la celebración del Día del Trabajador al 18 de julio, conmemorando la Fiesta de la Exaltación del Trabajo. Esta fiesta era un llamamiento anual a la armonía y fraternización de los trabajadores.

¡Esperamos que hayas satisfecho tu curiosidad Pequeño Científico! Si quieres saber más sobre los hechos interesantes de la ciencia y nuestras novedades, está atento a nuestro blog.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *